¿Qué es un Fondo de Cobertura (Hedge Fund)?

Debido a su nombre, podríamos suponer que la finalidad de este tipo de fondos es la de brindar protección ante situaciones particulares del mercado. Precisamente, los primeros hedge funds se constituyeron con la idea de reducir el riesgo en mercados bajistas aplicando la técnica del short selling. Sin embargo, al día de hoy, la mayoría de los hedge funds están muy alejados de reducir el riesgo. Su objetivo primario es el de maximizar el retorno sobre la inversión, y para ello, aplican estrategias que pueden exponernos a un riesgo mucho mayor que el del mercado.

Un Fondo de Cobertura o Hedge Fund es un fondo constituido por una cartera de inversiones muy agresivas. El fondo es administrado por profesionales, los cuales utilizan estrategias de inversión avanzadas como short selling, uso de derivados financieros y apalancamiento (invertir con dinero prestado). Los activos que conforman la cartera son tanto de mercados nacionales como internacionales y el objetivo del fondo es el de maximizar las ganancias.

Uno de los aspectos fundamentales que distingue a los hedge funds de los fondos de inversión tradicionales es que prácticamente no están sometidos a regulación alguna. Por el momento, no se encuentran sometidos al control de los organismos que supervisan los fondos tradicionales, sino a otras regulaciones, generalmente más flexibles. Esto les impide realizar una oferta pública de sus acciones y los obliga a efectuar su suscripción mediante un contrato privado.

Los hedge funds están abiertos a un número reducido de inversores ya que requieren un mínimo de inversión inicial muy grande (algunos requieren $50,000 o más) y además, en general, requieren que los inversores mantengan su dinero en el fondo por lo menos un año. Las comisiones, que constituyen el principal ingreso de los administradores del fondo, equivalen a un porcentaje de las ganancias obtenidas con el dinero de los inversores (dicho porcentaje es pactado en el contrato privado que vincula al gestor del fondo con el inversor).

Otro aspecto que distingue a los hedge funds de los fondos tradicionales son las estrategias de inversión utilizadas. Los hedge funds pueden utilizar el short selling, y por lo tanto, pueden generar ganancias cuando los mercados bajan. Además, al poder tomar deuda, los hedge funds logran aumentar los retornos del fondo gracias al apalancamiento.

Otras de las estrategias utilizadas incluyen operaciones con derivados financieros, arbitrajes de bonos y acciones, e inversiones en compañías que se declaran en situación de default. Incluso estos fondos también invierten en el mercado FOREX. Por supuesto, así como todas estas estrategias nos permiten lograr mayores retornos, también aumentan el riesgo al que estamos expuestos. Por eso siempre debemos pensar a los hedge funds como fondos de alto riesgo. En ese sentido, la reputación de la empresa que lo administra es clave.

Dentro de los distintos grupos de hedge funds, podemos nombrar los siguientes: Long/Short Equity (compran acciones subvaluadas y shortean acciones sobrevaluadas), Market Neutral (las posiciones long y short están balanceadas), Global Macro (invierten en varios activos anticipándose a eventos macroeconómicos), Fixed Income Arbitrage (arbitrajes entre distintos bonos y activos de renta fija) y Convertible Arbitrage (arbitrajes entre bonos convertibles y sus correspondientes acciones).

Categoría: Inversión en Bolsa | Tags: , . Deja un comentario


Deja un comentario